Instituto Luz Sobre Luz

(English version)

Siempre ha existido un consenso en espíritu
que reconoce la elevación de la conciencia
como el trabajo humano fundamental;
una mirada que atestigua el presente de cada instante
más allá de las imágenes limitadas
que proyecta una percepción confinada.

Lex Hixon

El Instituto Luz sobre Luz., ha sido desde su fundación un lugar dedicado a explorar y compartir rutas de sanación que aviven la claridad y la paz en el corazón humano. Nació de la intención de un grupo de personas reunidas en torno a Edlín Ortiz Graham —sheija Amina Teslima al-Yerráhi— que aprecian y están profundamente agradecidas con Lex Hixon (sheij Nur al-Anuar 1941-1995). Prominente maestro sufí contemporáneo que dedicó su vida a profundizar en una visión del mundo incluyente, amorosa. Que afirma lo sagrado de nuestra experiencia vital. Que reconoce la integridad, la perfección, de cada tradición sagrada. Y que impulsa la valoración de todas ellas como parte de un solo y precioso legado, común a toda la humanidad.

En concordancia con estos principios, en el año 2000, cuando abrimos nuestras puertas con el abrazo de sheija Fáriha Fátima al-Yerráhi —actual líder de la Orden Sufí Nur-Ashki al-Yerráhi—, contábamos con un Consejo Consultivo integrado por Lucila Romero, César Makhlouf y un grupo de personas que representaban las principales energías de ese legado de sabiduría universal capaz de ofrecer claridad, fortaleza y caminos siempre nuevos para el encuentro, el compañerismo apreciativo y el servicio. Luego, fuimos honrados como sede oficial del CIM (Consejo Interreligioso de México) y, al poco tiempo, tras la visita de Roshi Bernie Glassman, conformamos el Círculo de Hacedores de Paz México, en compañía de practicantes espirituales dedicados a algún tipo de servicio social. En combinación con el Instituto, sus miembros han llevado adelante distintas actividades. Algunas de ellas de gran relevancia, como la convocatoria y organización, junto al CIM, de la celebración, el 5 de octubre de 2004, de una Ceremonia Interreligiosa con motivo del Día Internacional de la Tolerancia Religiosa en la cual tomó parte, como invitado especial, S.S. el 14vo  Dalai Lama, Tenzyn Gyatso. O la invitación a México de la maestra Rita Herzog, representante oficial del Non Violent Communication Center, quien impartió en el Instituto capacitación en Comunicación no-Violenta en más de una oportunidad. O el maravilloso proyecto “Por los caminos de luz” conducido por Nadira al-Yerráhi que, en 2007, llevó a niños y niñas de entre 5 y 13 años en compañía de sus padres a un recorrido por las casas de oración de las principales tradiciones sagradas con presencia en México.

De igual manera, nuestras iniciativas como centro de estudios se orientaron en un principio a desarrollar cursos de entrenamiento y proyectos educativos, culturales y espirituales que aportaran algo de valor a la construcción de una cultura de paz y aprecio por la diversidad. En el año 2001, se ofreció por vez primera en México, y posiblemente en América Latina, un diplomado que permitía a los estudiantes conocer las tradiciones sagradas a través de la mirada y la experiencia de sus líderes y practicantes. Lo llamamos “Las grandes tradiciones sagradas de la humanidad” y abarcó Tradiciones Prehispánicas, Judaísmo, Cristianismo, Islam, Sikhismo, Budismo y Taoísmo. Cinco generaciones de estudiantes se beneficiaron de este novedoso programa de estudios que favoreció, a través del contacto directo, el desarme de prejuicios. Y, a partir del año 2003, se implementó el segundo nivel del diplomado en cuyos módulos se abordó “La iluminación” según la visión de cada una de esas mismas tradiciones. En la actualidad, destacadas universidades del D.F. y Morelos, así como otros centros de estudios, ofrecen programas similares.

Siguiendo el propósito de buscar y hacer disponibles caminos de crecimiento personal, se impartieron simultáneamente ciclos de conferencias, talleres e intensivos orientados a la atención, cuidado y sanación de nuestro universo interior. Así, con el paso de los años, hemos hecho acopio de una serie de herramientas valiosas, útiles y sencillas que ayudan a la resolución de conflictos y hacen posible la sanación, la expresión de la creatividad y los valores humanitarios en la vida cotidiana. El Círculo de Escucha, la obtención de consenso por el Método Sociocrático, la Comunicación no-Violenta, el método para extraer la creatividad de un círculo de trabajo conocido como el Proceso Leonardo, y el modelo organizacional de Las Cinco Energías, son sólo algunas de las que ponemos a disposición.

Luego de ocho años de trabajo, estudio y reflexión, nos encontramos sobre nuevas rutas de sanación. El Instituto se constituyó entonces como sede de Consultoría Luz Sistémica. De manera natural, nuestro esfuerzo se fue inclinando a proveer diferentes opciones terapéuticas que impulsaran el desarrollo personal. Que permitieran la restauración de las relaciones fundamentales que nos vinculan a la vida, la familia y el entorno social. Y que contribuyeran a la maduración y plenitud espiritual. Hoy, terapeutas y psicólogas de distintas orientaciones profesionales ofrecen atención especializada. Con la visión enriquecida por la experiencia, vimos que en el cuidado y la recuperación de la salud emocional, psíquica y espiritual se nutre la posibilidad de alcanzar la plenitud y el refinamiento propios de la condición humana. La posibilidad de participar de la vida en forma creativa, libre, pacífica, feliz y compasiva, contribuyendo a la elevación de la conciencia.

Y tras 12 años de historia, asistimos a una profunda renovación y expansión en la estructura del Instituto Luz sobre Luz. Los programas de educación continua en el campo de la terapia sistémica que con tanto éxito se han ofrecido desde 2009 en asociación con Domus-Cudec© (Extensión Universitaria del Centro Universitario Doctor Emilio Cárdenas), se integran al Centro de Estudios Sistémicos del Instituto Luz sobre Luz.

En noviembre de 2012 se presentan al público el Centro de Estudios de la Diversidad en la Unicidad (CEDU),  el Foro Literario de Sufismo y el Foro Viva la Diferencia, que constituyen la maduración del sueño fundacional del Instituto. Estas áreas se orientarán al estudio de la unicidad de la existencia y a la afirmación consciente de las diferentes visiones, experiencias y comprensiones del mundo que conforman el rico tapiz de la expresión de lo humano.

De forma paralela, y al amparo de La casa de todos, se mantiene el aprecio del Instituto por la diversidad de los universos sagrados a través de la organización anual de cuatro Ceremonias Interreligiosas por la Paz.

La renovación que aquí se dibuja está sostenida firmemente por una historia rica en servicio social y expresiones espirituales. Y deseamos que sus frutos sean sumados a la inmensa y deslumbrante corriente que empodera la experiencia humana con creciente libertad y sensitiva responsabilidad.

Visitantes entrañables bendijeron e hicieron de este espacio su casa, entre otros, swami Atmarupananda, roshi Bernie Glassman y su esposa Eve Marko, la hermana Delia Canales, los monjes tibetanos de los Monasterios Loseling y Gaden Shartse, el lama Tenzin Khenrab. Y otros muchos amigos y amigas, igualmente importantes para nosotros, brindaron su calor, su creatividad y su servicio desinteresado para apoyar y mantener en marcha este proyecto de paz. A todas y a todos ofrecemos nuestro más sincero y caluroso reconocimiento y gratitud. En especial a sheij Nur al-Anuar y sheija Fárija Fátima al-Yerráhi, pilares de luz en nuestro corazón.

El impulso al dibujar esta nueva época se arraiga, como en cada una de nuestras anteriores iniciativas, en la intención de servir.

 

Edlín Ortiz Graham (sheija Amina Teslima al-Yerráhi)
Dirección General

M. Ángela González (Málika al-Yerráhi)
Dirección Ejecutiva